Mujeres de CGT, lecciones de dignidad


Trabajadoras de limpieza en Málaga y de asistencia a domicilio en Jerez protagonizan las huelgas y acampadas más largas del estado

El pasado día 1 de mayo se cumplieron 113 días de la huelga indefinida en el servicio de limpieza de Vialia Estación de Ferrocarril de Málaga y 91 días de la huelga que protagonizaron las trabajadoras de Acasa, contrata del Servicio de Ayuda a domicilio de Jerez de la Frontera. Ambos conflictos tienen muchos puntos en común. En las dos empresas las plantillas están compuestas fundamentalmente por mujeres y ambas han coincidido en plantear sus protestas con acampadas frente a sus centros de trabajo. El caso de las trabajadoras de limpieza de la estación de Málaga se desarrolla en otros apartados de esta publicación, por lo que nos centraremos en el caso de Jerez. Uno de los aspectos que diferencia la protesta jerezana es el número de trabajadoras afectadas. Frente a las siete de Málaga, en Jerez las concentraciones reunieron en torno a 80 trabajadoras que se iban turnando.

También es distinta la militancia sindical. En Málaga todas las huelguistas son de CGT mientras que en Jerez participaron afiliadas a tres sindicatos, a pesar de las reticencias planteadas por las cúpulas de algunas centrales y el Comité de Empresa.

Lograron que, cuando alguien hablaba, no se mirara de qué sindicato era: Todo se decidió en asamblea y esto ha calado muy hondo. Es corriente escuchar en mujeres que hasta hace poco mantenían la actitud que esta sociedad machista les asignaba frases como “aquí, si acertamos, acertamos todas y, si nos equivocamos, nos equivocamos todas”.

CGT ha tenido algo que ver en esa evolución personal de las trabajadoras; hoy se sienten protagonistas y capaces de llevar adelante la lucha sin necesidad de “líderes sindicales” de ningún tipo, se ha conseguido que la lucha no fuera solo por cuestiones económicas, han luchado por su dignidad y esto es lo que más las motiva. Tienen un grito que refleja muy bien lo que sienten:

¿Qué somos? MUJERES ¿Qué hacemos? LUCHAR ¿Por qué? POR NUESTRA DIGNIDAD

Durante las horas de acampada de habló de la reforma laboral, se proyectaron películas como “Pan y Rosas” de Ken Loach, se programaron reuniones de autoayuda, lecturas de poesías de compañeras que acampadas, también se hicieron muñecos de lana y otras ”labores”, lo que de alguna manera mostró a la sociedad jerezana que las que estaban allí no eran “antisistema” sino mujeres normales y corrientes que decidieron tomar la riendas de sus vidas y que lograron ganarse el respeto de toda la sociedad jerezana.

http://www.cgtandalucia.org/IMG/pdf/mujeres_de_cgt.pdf

Print Friendly, PDF & Email
Anterior CIG denuncia que Zara usa la reforma laboral para modificar los horarios
Siguiente UGT denunciará ante la Inspección de Trabajo el trato de la Mutua Universal hacia los trabajadores del INFOCA, cuando sufren accidentes laborales.

Comentarios

Sé el primero en comentar

Normas de participación:

En abusospatronales.es no nos hacemos responsables de los contenidos de los comentarios. El usuario es responsable de la totalidad de las manifestaciones en Internet igual que en cualquier otro lugar. Los comentarios no tienen por qué corresponderse necesariamente con nuestra opinión. Los comentarios serán moderados y necesitaran la aprobación del equipo. Nos reservamos el derecho de suprimir referencias a personas concretas, insultos o amenazas, así como el derecho a no aceptar determinados comentarios -o parte de ellos- por el incumplimiento de las normas que exponemos a continuación. Lee las normas aquí. Lee también Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

.
Notificarme vía email si hay
avatar
wpDiscuz