Oficios que generan enfermedad; músico, carnicero o montador de encimeras…


“Las mutuas a veces se niegan a reconocer los problemas musculares y esqueléticos como enfermedades laborales”, reconoce Óscar Bayona, Secretaría Confederal de Salud Laboral de CCOO, a ESTRELLA DIGITAL. Sin embargo, estas dolencias están recogidas en una lista oficial publicada por el Ministerio de Trabajo aunque en la mayoría de los casos resulte difícil conseguir la baja por incapacidad.

Este es el caso de la carnicera Antonia Pérez García que, después de seis años, ha conseguido ganar la batalla y que le reconozcan la baja definitva por incapacidad. Para eso recurrió al Grupo Técnico Médico Jurídico que trabaja para conseguir las bajas de los clientes, en el camino se encuentran con numerosos obstáculos.

“Mis compañeras acababan haciendo mi trabajo por mi incapacidad y mis dolores se agravaron al intentar forzarlo”

“Hace seis años sufrí un accidente laboral que me agravó una enfermedad degenerativa que había desarrollado a causa de mi trabajo. Estuve de baja ocho meses y además acudía a rehabilitación, cuando vieron que no mejoraba y no podía desempeñar mi profesión me mandaron un escrito diciendo que era una enfermedad degenerativa que no tenía nada que ver con mi trabajo”, cuenta la carnicera a este periódico.

Asegura que, tras el golpe, no podía estar 10 horas al día cortando carne: “Mi hombro no daba de sí, la enfermedad se aceleró”. “Mis compañeras acababan haciendo mi trabajo por mi incapacidad y mis dolores se agravaron al intentar forzarlo, pero no me querían dar la baja”. La mutua le obligó a volver a su puesto después de un año y medio porque “era muy joven”, pero la situación sólo fue a peor: “Del esfuerzo al que sometí a mi cuerpo tengo mal las cervicales, artrosis y desarrolé una hernia”.

Ahora Antonia por fin descansa, aunque con la carga de su enfermedad y varias depresiones cogidas por la situación de estrés que le acarreó todo el asunto. Gracias a su paciencia e insistencia Antonia ha conseguido la incapacidad permanente en grado total y por fin, un juzgado reconoció su enfermedad degenerativa como generada por la realización de su trabajo como carnicera.

Los trastornos laborales más comunes son los del aparato locomotor, que afectan a espalda y columna. En España los sufren aproximadamente 5.800 personas. Los músicos son otro de los sectores más perjudicados. Hay una denuncia en CCOO de dos músicos de la Orquesta Sinfónica de Bilbao. Una violinista afectada por la rotura parcial de un tendón supra nervioso y una bursitis subcromial. La mutua lo clasificó como una enfermedad degenerativa del tendón y por ello consideraba que no merecía una pensión por enfermedad laboral.

La sílicosis, antes dolencia de mineros, ahora de instaladores

Regresa la silicosis. Saltan las alarmas en un sector que no es la minería. La silicosis aparece tras respirar cantidades elevadas de polvo de sílice. Y, ¿dónde se encuentra ahora si no es en los túneles? En las encimeras de aglomerados de cuarzo.

La silicosis aparece en montadores de encimeras en dos años

La proporción de sílice en los aglomerados de cuarzo es mucho mayor que en la piedra natural y en el mármol, rozando incluso el 90%. Lo alarmante es que esta enfermedad se presenta en los montadores de éstas en apenas dos años y la mayoría de los trabajadores son menores de 30 años. Un portavoz de CCOO denuncia que algunas mutuas ocultan la silicosis como enfermedad laboral, ya que no estaba hasta ahora reconocida en el sector de instalaciones y fabricación de encimeras de aglomerados de mármol.

Estrés y trastornos mentales

El estrés, trastornos mentales y psicosomáticos, más dolencias provocadas por el trabajo. Algunas de estas afecciones tampoco están reconocidas como enfermedades derivadas del trabajo, a pesar de la asociación evidente que existe con el desempeño laboral. Y, la que empieza a generalizarse en estos últimos años es el desgaste profesional que se caracteriza por el agotamiento físico y mental, el bajo rendimiento laboral y la pérdida de interés hacia el trabajo.

http://www.estrelladigital.es/salud/oficios-enfermedad-baja-carnicera-silicosis-silestone-encimera-laboral-trabajo_0_1206479908.html

 

Anterior El empresario condenado por explotación laboral en un taller textil chino elude la prisión
Siguiente Condenan a una mutua por negar una prestación de riesgo durante una lactancia en Eibar

Comentarios

Sé el primero en comentar

Normas de participación:

En abusospatronales.es no nos hacemos responsables de los contenidos de los comentarios. El usuario es responsable de la totalidad de las manifestaciones en Internet igual que en cualquier otro lugar. Los comentarios no tienen por qué corresponderse necesariamente con nuestra opinión. Los comentarios serán moderados y necesitarán la aprobación del equipo. Nos reservamos el derecho de suprimir referencias a personas concretas, insultos o amenazas, así como el derecho a no aceptar determinados comentarios -o parte de ellos- por el incumplimiento de las normas que exponemos a continuación. Lee las normas aquí. Lee también Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

.
Notificarme vía email si hay
avatar
wpDiscuz