Reclaman 9 años de cárcel en la primera acusación por los accidentes laborales del Atrium Beach


La Fiscalía ha lanzado su primera acusación formal por uno de los graves accidentes que asolaron las obras complejo hotelero Atrium Beach. El Ministerio Público ha solicitado penas de dos años y cuatro meses de prisión para los representantes de tres empresas y un encargado de obra como presuntos responsables de las lesiones sufridas por el trabajador Walter Elexi P.H., de 28 años, que cayó el 5 de febrero de 2003 por el hueco de un ascensor desde casi cinco metros de altura.

Ese mismo año, en septiembre, se produjeron otros dos accidentes en este edificio que dejaron tres fallecidos, hechos que siguen bajo investigación de los Juzgados de La Vila, según fuentes próximas al caso. Dichas muertes desembocaron en una inspección que descubrió un exceso de edificabilidad en el Atrium, motivo por el que se impuso una multa de 12 millones de euros a la promotora, Magic Costa Blanca, que a la postre sería archivada por el Tribunal Superior de Justicia por un defecto de forma.

El escrito de acusación de la Fiscalía, al que ha tenido acceso este diario, se ha presentado este mismo mes, tres semanas antes de que otro accidente laboral en un rascacielos de la comarca, el emblemático edificio InTempo de Benidorm, estuviese a punto de cobrarse la vida de trece albañiles por el desplome de un montacargas.

La acusación pública asegura que Walter cayó al vacío al ceder el sistema de vigas y tableros donde estaba encaramado realizando tareas de desencofrado. Supuestamente, la víctima, un peón, no había recibido información sobre los procedimientos que debía seguir para desarrollar esa tarea. Otra causa del siniestro que menciona el fiscal es la «falta de instalación de las protecciones colectivas reglamentarias, tanto en huecos exteriores de bordes de forjados como en interiores de escaleras y el ascensor». De hecho, después de ese accidente, los responsables de la obra sustituyeron los sistemas de encofrado por «otros equipos más seguros, consistentes en plataformas trepantes».

Esas «graves carencias en materia de seguridad» fueron consentidas por los cuatro acusados, según el fiscal. Se trata de Mariano L.V., legal representante de la empresa Ferramur SCL; Pedro A.M., que era jefe de producción de Estructuras Mabelsa SL; Gregorio R.C., representante de Cimbra y Encofrados, y el encargado de obra, Emilio F.V. Todos ellos pusieron presuntamente en peligro no solo la integridad física del obrero accidentado, sino también del resto de trabajadores.

Estos últimos no fueron identificados, por lo que no podrán ser citados en la vista oral que debe celebrarse en el futuro en un juzgado de lo Penal de Alicante. Entre otras cosas porque Ferramur, subcontratada por Estructuras Mabelsa para que proporcionara la mano de obra, no notificó el accidente a la Inspección de Trabajo, como era su obligación.

A su vez, el Ministerio Público culpa de los delitos de lesiones por imprudencia y contra la seguridad de los trabajadores al administrador de Cimbra y Encofrado SA, la mercantil que había firmado en octubre de 2002 el contrato para levantar el esqueleto del Hotel Atrium Beach y que subcontrató a su vez los trabajos con Estructuras Mabelsa.

Indemnización

Todos los acusados se enfrentan, además de a las penas de prisión, a una indemnización conjunta a favor del albañil herido de 21.000 euros. Walter sufrió tras la caída una fractura abierta de tibia y peroné y otra de tobillo que requirieron 216 de curación, 7 en un hospital, y le quedaron secuelas: una artrosis postraumática y una inestabilidad continua en el tobillo.

El tiempo transcurrido desde que se produjo el accidente hasta el juicio, que no se celebrará previsiblemente antes de 2012, ocho años después, demuestra una vez más la excesiva lentitud que atenaza la tramitación de los delitos relacionados con la seguridad de los trabajadores, unas demoras que siempre benefician a los culpables.

Los empresarios o técnicos responsables de esos accidentes laborales graves acaban recibiendo condenas mínimas por aplicación de la atenuante de dilaciones indebidas, si es que la acusación no se degrada de delito a una simple falta. penada con una multa, gracias al pago anticipado de las indemnizaciones.

http://www.lasprovincias.es/v/20110704/alicante/reclaman-anos-carcel-primera-20110704.html

Print Friendly, PDF & Email
Anterior Piden que se reconozca el accidente laboral de una violinista de orquesta
Siguiente UGT denuncia irregularidades en el ERE de Miniexcavadoras Huarte

Comentarios

Sé el primero en comentar

Normas de participación:

En abusospatronales.es no nos hacemos responsables de los contenidos de los comentarios. El usuario es responsable de la totalidad de las manifestaciones en Internet igual que en cualquier otro lugar. Los comentarios no tienen por qué corresponderse necesariamente con nuestra opinión. Los comentarios serán moderados y necesitaran la aprobación del equipo. Nos reservamos el derecho de suprimir referencias a personas concretas, insultos o amenazas, así como el derecho a no aceptar determinados comentarios -o parte de ellos- por el incumplimiento de las normas que exponemos a continuación. Lee las normas aquí. Lee también Condiciones de Uso y Política de Privacidad.

.
Notificarme vía email si hay
avatar
wpDiscuz