Trabajo detecta casi 3.000 contratos temporales irregulares en Aragón


Además de luchar contra los riesgos laborales, la economía sumergida y el empleo irregular, la Dirección Territorial de la Inspección de Trabajo en Aragón se esfuerza desde hace ocho años para acabar con el abuso de la temporalidad en la contratación. Un programa que, a pesar de pasar casi desapercibido entre los millonarios fraudes a la Seguridad Social, ha logrado que empresas de toda la Comunidad hayan transformado en indefinidos 2.703 contratos temporales solo en 2011 y 17.126 desde 2004, año en que comenzó esta iniciativa.

A pesar de que la crisis económica y la consecuente reducción del número de trabajadores afiliados a la Seguridad Social -y de las contrataciones temporales- complica la efectividad del programa, la Inspección de Trabajo en Aragón logró incrementar casi un 30% el número de contratos transformados respecto a 2010, cuando 2.085 personas pasaron a ser indefinidas gracias a estos controles.

Este plan de la Inspección de Trabajo, dependiente del Ministerio de Empleo, analiza la causalidad de los contratos temporales para comprobar si responden a necesidades de carácter puntual y verifica que las empresas de construcción cumplan con la exigencia legal de que al menos el 30% de sus trabajadores sean fijos. “El volumen de las contrataciones temporales es excesivamente elevado, por lo que este programa tiene como finalidad el fomento del empleo estable y evitar el uso injustificado de estos contratos”, señalan desde la Dirección Territorial de Trabajo.

Para ello, la delegación del Ministerio de Empleo en Aragón coteja el porcentaje de contratos temporales de las empresas aragonesas con las cifras de su sector en la Comunidad para seleccionar a las compañías ‘sospechosas’ de estar cometiendo alguna irregularidad, que reciben una carta en la que se les informa de su situación. “El objetivo es que sus responsables reflexionen y modifiquen el tipo de contratación de estos trabajadores”, indican las citadas fuentes.

De esta forma, cuando los inspectores de Trabajo realizan las visitas a dichas empresas -el año pasado fueron 503-, muchas de ellas ya han regularizado la situación de sus empleados. En caso contrario, se procede al análisis de todos los contratos, en el que la empresa debe probar la razón eventual o demostrar qué obra o servicio puntual están realizando los trabajadores temporales. “Cuando no lo pueden justificar, el inspector requiere su transformación en indefinido. Normalmente el empresario acepta la modificación del contrato, pero si no hay acuerdo, se levanta un acta de infracción que acaba en el juzgado”, explican desde la Inspección de Trabajo.

Flexibilidad para las empresas

Para lograr su objetivo y beneficiar a los empleados, la delegación aragonesa del Ministerio suele ser flexible y ofrece a las empresas infractoras la posibilidad de que la transformación de los contratos temporales en indefinidos se realice de forma progresiva.

Aunque la línea específica que apunta hacia las empresas de construcción equilibra la balanza, las mujeres son las principales beneficiadas del programa de control de la temporalidad. Salvo en el análisis del cumplimiento de la cuota obligatoria de empleados fijos en estas compañías, del que se beneficiaron 274 hombres y solo 14 trabajadoras en 2011, el 53% de los contratos transformados en indefinidos correspondieron a mujeres.

http://www.heraldo.es/noticias/aragon/2012/07/17/trabajo_detecta_casi_000_contratos_temporales_irregulares_aragon_196072_300.html

Print Friendly, PDF & Email

Únete al debate

avatar
  Sigue el debate:  
Notificarme vía email si hay