CGT pide a un juez que paralice una obra


La Confederación General del Trabajo ha demandado tanto al Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF) como a Renfe ante el juzgado de lo social de Vigo. Reclaman que el juez paralice cautelarmente el derribo de la vieja estación de Urzaiz, prevista para el 24 de septiembre, hasta que resuelva el caso de discriminación que han denunciado. Según explica en la demanda el representante Juan Francisco Fernández Losada, esas empresas han dejado a la CGT sin un local en el que desarrollar su labor sindical. Hasta ahora contaban con uno en la estación de Urzaiz y, según documentan con planos, estaba previsto que en la terminal provisional de Guixar también pudieran utilizar una pequeña oficina. Sin embargo, denuncian que CC.OO., UGT y Semaf sí han recibido sendos pequeños despachos pero ellos se han quedado sin el que les correspondía. Desde la CGT, con dos representantes en un comité de empresa de trece miembros, entienden que han sido «castigados» por ejercer un sindicalismo «asambleario, de denuncia y reivindicativo». También han llevado a Renfe a la Inspección de Trabajo porque, dicen, su obligación es proporcionarles un local sindical.

http://www.lavozdegalicia.es/vigo/2011/09/09/0003_201109V9C2992.htm

Print Friendly, PDF & Email
Anterior La diferencia salarial entre hombres y mujeres en puestos de alta calificación ronda el 32%
Siguiente CNT denuncia a Inspección de Trabajo las irregularidades del Ayuntamiento de Adra con las limpiadoras

Comentarios

avatar
  Subscribe  
Notificarme vía email si hay